Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Nuestr@ OMV’ Category

Sigue haciendo su camino el proyecto de Nuestra OMV. El apoyo sobre todo técnico y mediático que buscaba con Martín Varsavsky en el capitulo anterior no ha resultado con lo cual nos tendremos que buscar la vida por nosotros mismos. Más complejo pero no menos posible. Eso sí, me quedo con la idea del local geek-friki-Beers&Blogs-OpenSource-FreeBusiness con punto de venta/atención al cliente.

La parte comercial parece atendida. Porque es mi terreno preferido y porque también es el de muchos. También el aspecto jurídico pinta bien con varios voluntarios, alguno experto y otro rodeado de expertos. Faltan conocimientos técnicos: Telecos. No es que no me interese, al contrario, pero no se puede montar una OMV leyendo la wikipedia 😀

Ahora en adelante, hay la misma estrategia que desde el principio: seguir avanzando, poco a poco, sin prisa ni pausa, para intentar montar esta OMV entre todos y para todos. No sé hasta dónde llegaremos (no siempre los que abren el camino son los que llegan) pero resulte lo que resulte, será una buena experiencia/aventura y un buen ejemplo de cosas que hacer y no hacer para otras futuras iniciativas similares.

También hay la posibilidad de estar en alerta para recuperar alguna OMV que se esté cayendo – ya no hablo de comprar Yoigo cuando Orange se fusione con Telia Sonera 😀 seamos realistas… 😉 . El objetivo es aprovechar el trabajo técnico realizado, toda la plantilla competente e infraestructura creada y darle los retoques necesarios, con brocha más o menos gorda, para aplicarle el concepto “Nuestra OMV”.

Esta opción es interesante y con alta probabilidad de presentarse porque es seguro que caerá alguna OMV. La pregunta del millón es: ¿cuál? Lo que tampoco se sabe es cuánto tendrá de aprovechable y quién será capaz de determinar con exactitud el precio que se ha de pagar por reciclarlo. ¿El dinero? Por muy extraño que pueda parecer, no es lo que más me preocupa. Tener, no tengo 😀 Pero hacer que muchos contribuyen con un poquito de dinero para obtener algo bueno al la vez a nivel personal y a nivel global no me parece una empresa demasiada complicada. Espero no estar equivocado.

Buen fin de semana a todos. Nos leemos 😉

Read Full Post »

Introducción:

A raíz de una pregunta de jmira en el wiki de Nuestr@ OMV, he aquí mi opinión sobre las ventajas del prepago vs. contrato, tanto desde el punto de vista del usuario como de la operadora:

Empecemos con un chiste:

Pregunta: Señor, si le pago antes de consumir y por consiguiente Usted va a disponer antes de mi dinero y también de los intereses de mi dinero, si así Usted se asegura la ausencia de impagos, si además Usted no necesitará establecer ni cobrarme una factura ahorrando en gastos de gestión: ¿Qué ventaja me ofrece a cambio?

Respuesta: Cobrarte más y tratarte peor.

El motivo de que eso sea la realidad en lugar de un chiste es que aún existen empresas cuya técnica de venta consiste en tenerte atado con un contrato. ¡A eso le llaman marketing! De lo que estas empresas no se dan cuenta es que los clientes picamos porque nos conviene y no nos queda más remedio pero que lo hacemos rechiñando, a regañadientes, con la sensación de haber entrado al trapo y tener el cuchillo clavado por la espalda.

Todos tenemos alguna tienda, algún bar, algún negocio en el que nos tratan bien y nos da igual que nos cobre un poco – no mucho – más que los demás. La tranquilidad, el trato y sobre todo la confianza que nos generan bien valen un pequeño sobreprecio. Los directores comerciales que creen que en general los clientes no son fieles y que aprovechan cualquier ocasión para marcharse con quien ofrezca algo mejor son los que trabajan en empresas que jamás han sido capaces de fidelizar a sus clientes, o que confunden fidelizar con atar: sus recursos comerciales consisten en fabricar obligaciones, ataduras y recurrir a trabas de todo tipo para evitar que se marchen.

A ver si se enteran: no nos gusta comparar tarifas (y menos aún las de las operadoras), no nos gusta cambiar de compañía, no nos gusta tener que volver a acostumbrarnos a una nueva web de usuario. Pero si la única diferencia entre 2 empresas son sus precios y/u ofertas de terminales, si ninguna es capaz de hacernos sentir a gusto, entonces seríamos tontos en quedarnos parados en lugar de aprovechar las ofertas ajenas. Lo comenté en varias ocasiones: clientes sin cuernos. Porque con cuernos, no podrán ser fieles.

Resumiendo: ¡Malditos prisioneros, siempre buscando una manera de evadirse!

Esto era el argumento emocional del prepago vs. contrato. Pero ya que estamos hablando de negocios, habrá que ser algo más concreto y volver al terreno material:

Prepago Concertado vs. Contrato

Base:

El cliente pacta un importe de consumo anual (ej: 500 €) y obtiene las ventajas asociadas a la cantidad pactada. Este importe se divide en 12 mensualidades (unos 42 €). Al final del año, se emite una factura de regularización con una cantidad “a pagar” si el consumo ha superado el importe pactado o “a devolver” en caso de no haberlo alcanzado.

Anexos:

  • Siempre tienes acceso a tu consumo para ver cómo vas.
  • Puedes pedir o la operadora puede usar un sistema de avisos y/o bloqueo en caso de que te estés desviando mucho del consumo pactado.
  • Se puede recalcular las mensualidades en cualquier momento, a petición del usuario o de la operadora.
  • En caso de que superes el consumo pactado, los minutos, SMS… suplementarios se cobrarán a un precio inferior al aplicado es decir teniendo en cuenta que ya te gastaste 500 € con nosotros, y no a un precio prohibitivo como suele ocurrir actualmente por ejemplo con las falsas tarifas planas de datos.

Ventajas para el usuario:

  • Libertad absoluta: no hay contrato con lo cual no hay necesidad de darse de baja. Te puedes marchar cuando quieres, basta con liquidar/cobrar el finiquito anticipando la factura de regularización.
  • Flexibilidad: has concertado una cantidad, no te has comprometido en pagarla: si consumes menos, puedes cambiar la mensualización cuando quieres (revisión trimestral).
  • Sencillez: sin facturas es decir sin papeleo mensual y sin recargas ya que es la mensualización está domiciliada.
  • Sin perdidas: No hay consumos mínimos mensuales con minutos que se pierden si no los usas. Comentario: Parece mentira que las operadoras hayan tardado tanto en pactar consumos globales para el conjunto de lineas de un contrato de tal manera que el gran consumo de una linea compense el poco consumo de otra. A ver ahora cuánto tardan en pactar consumos anuales en lugar de mensuales en el que el gran consumo de un mes compense el poco consumo de otro.
  • Tranquilidad: todos los meses lo mismo, sin malas sorpresas inoportunas por exceso puntual de consumo. Si has calculado bien – te basaste en la media anual anterior además de ir vigilando tu consumo – la factura de regularización será cosa de afinar unos pocos euros en un sentido u otro. Y si calculaste mal, ya habrás tenido la oportunidad de modificar con antelación tu cuota mensual para evitar malas sorpresas a final de año.

Ventajas para la operadora:

  • Se pactan voluntariamente € y no meses impuestos: Importa la cantidad de euros que se gasta el cliente de manera voluntaria, no el número de meses que lo tenemos encarcelado ni los planes de mínimos que le vamos a sacar. ¿Qué sentido tener a un cliente durante 18 meses pintando la mona?
  • Una sola factura al año: –> menos gastos en servicio de facturación.
  • Prepago (la mensualidad se cobra a principios de mes, igual que los seguros): –> menos impagos y más fondo circulante.

Para cuadrar el círculo:

Además ofrecemos a los usuarios la alternativa del prepago libre: recargas cuando quieres con un mínimo de 10 € anuales.

Read Full Post »

Más detalles sobre lo dicho:

Hay distintos tipos de OMV: desde el simple revendedor de minutos hasta el OMV completo cuya única diferencia con el Operador tradicional (OMR) radica en que no dispone de red propia la cual tiene que alquilar.

I – Seamos realistas…

Dato 0: OMV

Por supuesto, lo ideal consiste en montar un OMV completo para que todo el servicio este entre nuestras manos. Pero la complejidad del proyecto así como la financiación necesaria hacen inviable la idea en el estado actual del proyecto: faltan apoyos en cantidad para una financiación multimillonaria, y sobre todo en calidad para la concepción técnica.

II – … pidamos lo imposible.

¿Entonces?

Pues entonces hay que unir fuerzas: sinergías o simbiosis, como quieran llamarlo 😉

Dato 1: VoIp

Tengo claro que Nuestr@ OMV debe no solamente facilitar sino además promover entre sus usuarios el uso de la VoIp (*) por el móvil. Una de las maneras más eficientes me parece incluirla dentro de los servicios ofrecidos por el OMV:

Front: Te das de alta en el OMV y sin más burocracia puedes programar/decidir cuando una llamada de tu móvil se hace por “red móvil” o por “Internet”.

Back: Gracias a un acuerdo tipo roaming o ITSP virtual, nuestros clientes tienen acceso a la VoIp sin necesidad de darse de alta ni de prepago en 2 empresas distintas. El VoIp proveedor nos factura a precio de reseller.

(*) Ultra resumido: la VoIp tiene tarifas que andan por 1-3 céntimos por minuto a fijos nacionales e internacionales, 15-30 céntimos por minuto a móviles nacionales y internacionales. Sin establecimiento de llamada.

Dato 2: FON

Quien dice VoIp dice kbps lo cual a nivel móvil implica o 3G barato (el consumo medio por protocolo SIP es de 16-32kbps según el codec usado) o WiFi (= gratis).

Para lo primero está el OMV. Es para lo segundo cuando entra en acción FON es decir Martín Varsavsky:

[Modo LoLLamaránPeloteo ON] FON siempre me ha gustado por un motivo en particular: dentro un proyecto empresarial – léase capitalista -, hay una parte imprescindible de su realización que incluye un servicio público gratuito: los Linus1. Y digo imprescindible porque FON no tiene sentido sin Linus: no se trata de un agregado tipo Marketing “mira que somos majos” para vender mejor el producto sino que para funcionar el negocio necesita realmente de los Linus tanto como de los Bills2.

(1): Usuarios que prestan gratuitamente parte de su conexión de casa a cambio de no pagar por conectarse fuera de casa. (2): Usuarios que cobran por prestar conexión.

–> FON es desde mi punto de vista un primer paso de “empresa privada, servicio público”: Free Business. [Modo LoLlamaránPeloteo OFF]

Si al mismo tiempo tiempo que se dan de alta en el OMV, los usuarios pudieran convertirse en Foneros, subespecie Linus 😉 , no hay duda de que estos agradecerían tener WiFi práctico y gratuito en sus desplazamientos y Martín agradecería sumar usuarios activos además de publicidad.

Por supuesto, la fonera se encargaría de dar la señal WiFi propia en casa tanto para el ordenador como para las llamadas, pudiendo programarse el uso preferente de esta red para las llamadas tan pronto como el móvil (WiFi) entrase en su alcance (tipo tc300 que ofrecía ya.com).

Dato 3: Menéame

Cambio de tercio, aparentemente radical:

Leí hace mucho tiempo en el blog de Ricardo la idea de un bar Menéame. Me había parecido divertido y recordé aquella lectura al ver como todo el mundo se pregunta hoy en día sobre el modelo económico de las redes sociales. Aunque no cuadra que diga eso al día siguiente de anunciarse el acuerdo de Menéame con Social Media para la gestión de la publicidad de los próximos x años, creo que no es porque las redes sociales generan su clientela dentro de la red que el negocio tiene (ni tenga) que estar también dentro de la red:

También hay vida fuera y todos tus clientes están en ella: ¿Una cadena internacional de “Facebook Lounge bar” con encuentros temáticos, Business & Beers y eventos profesionales? Una Tuenti disco? Por qué no?

Y por qué sí? Pues porque la publicidad puede ser seguramente el primer negocio de las redes sociales – ojo que la venta de entradas no es, ni de lejos, el primer negocio del club de fútbol – pero es sabido que no conviene poner todo sus huevos en una misma cesta. Si añadimos la retroalimentación hacía la web que conllevaría la eclosión “ahí fuera” de estos clubes sociales, significa doble beneficio.

¿Entonces? Un Menéame bar? No exactamente: mejor una especie de ciber-café (CC = Ciber Café o Creative Comons) con x minutos de WiFi y/o VoIp gratuitos con cada consumición y Menéame influencia. Lo de Menéame influencia, va desde la elección de la música (libre: $GA€ olvidarse de pasar a cobrar) por los clientes hasta publicar cada día un gratuito (con publicidad) en el que se maqueta por secciones las noticias de portada de Menéame de la víspera pasando por todo lo que quiera imaginar la gente en general y la comunidad meneante en particular, que para buenas ideas originales confío al 100% en la inteligencia colectiva:

Resumiendo: un local en el que dará gusto organizar beers&blogs temáticos.

Dato 4: OMV + VoIp + FON + Menéame |CC|

Si juntamos todo, nos encontramos con un local social-high-tec-friki-geek ideal para instalar un punto de venta y atención al cliente tanto para el OMV como para FON y, por qué no, para distros de Linux. La actividad hostelera cubre los gastos generales, sólo faltan amortizar con sus actividades los sueldos de los encargados de las Free Business.

Conclusión:

–> Tendríamos red de comercialización y atención al cliente mucho mejor que un call center en el que no te hacen ni caso, Martín tendría delegaciones para promocionarse, atender a los suyos y recoger foneras abandonadas 😉 , Ricardo tendría otra nueva aventura y una(s) nueva(s) fuente(s) de ingresos además de un gran escaparate en el mundo real y Linux sale del armario del núcleo internáutico para propagarse a pie de calle.

–> Habríamos encontrado apoyo técnico y mediático: a Martín Varsavsky, siempre se le pide que ponga pasta. Pero en “nuestr@ OMV”, la pasta la pondrán X.000 usuarios. Y creo que Martín, de lo que va sobrado, además de pasta 😛 , es de conocimiento, creatividad y experiencia en el sector teleco además de gente competente en plantilla y en la agenda.

→ Q.E.D.

Epílogo:

“Colorín colorado, este cuento ya he terminado” 😉

Read Full Post »

Tal y como avisé, estuve rumiando 😀 Fue una rumia de lo más completa: empecé por la 3º acepción, seguí por la 2º y terminé con la 1º (invita la RAE).

Prólogo

Uno puede estar a gusto o no, de acuerdo o no con las opiniones y comentarios ajenos pero lo que jamás puede hacer es negarlos. Además, lo que menos se puede negar son las sensaciones ajenas: puedo contestar y demostrar que tal o tal argumento no es válido pero si alguien me dice lo que (re)siente, no puedo contestarle: “No, ¡qué va! no sientes eso”.

Y la sensación general producida al leer 1ppy más allá del – educado – “¡Cuánto te lo curaste!” inicial, ha sido la de “¡qué complicado!”.

Podría – creo 😉 – enrollar al personal disertando sobre la diferencia entre complicado y complejo, simple y sencillo. Pero estaría cumpliendo con el papel del perfecto “ciego porque no quiere ver”. O del perfecto blogger que cree que el post está por encima de los comentarios (algunos van hasta suprimirlos), sobre todo de los que te llevan la contraria.

–> Si 1ppy da la sensación de ser un sistema complicado, hay 2 soluciones:

  1. dejar 1ppy como está y mejorar la explicación para hacer desaparecer la sensación (problema de forma).
  2. mejorar 1ppy (problema de fondo).

Por supuesto, la solución correcta es la 3ª 😀 , la cual consiste en coger un post virgen en el que introducimos mucho de la solución 2 y unas gotas de la solución 1. A continuación, se recomienda publicar y esperar 😉

1ª digestión: el proyecto original

1ppy, de manera general y ya sin limitarnos al negocio de la telefonía, se basa en 4 conceptos/pasos claves:

Consumo -> Karma -> Descuento -> Precio/Bote

– El Consumo son las compras efectuadas (o inducidas en casos de CGC) por el usuario.

– El Karma K = ∑(i=1–>n) [Cipi * e(TTi * α)] es un intermediario entre el Consumo y el Descuento D = β * Ln(K) + γ. Mide económicamente al cliente. Es un paso translúcido: el cliente se entera de su Karma si lo busca, por ejemplo en su página de usuario, pero nunca se lo mandamos.

– El Descuento es el paso previo al Precio P = δ * (1 – D) y al Bote B = D / (1 – D). Recompensa económicamente al cliente. Es un paso transparente: sin interés ni visible para/por el cliente.

– El Precio es el precio exclusivo aplicable a este usuario. El Bote es la reserva de la que dispone el cliente para compras auxiliares o la empresa para regalos a dicho cliente. Los 2 son frutos del descuento e pasos visibles: es información que se manda al cliente.

α, β, γ, δ son las 4 variables que ha de fijar cada empresa para adecuar el sistema a su tarifa/marketing.

p es el coeficiente ponderador (%) que aplicamos a cada producto en caso de que algunos sean de mayor valor añadido o queramos otorgarles mayor relevancia comercial que otros, mientrás que TT representa el tiempo transcurido en días entre la fecha de la compra y la fecha de calculo del Karma.

Esta es la versión completa del proyecto: completa porque es la que tiene en cuenta todos los factores, la más fiel, progresiva y personalizada dentro de la sencillez.

2ª digestión (o rumia): una alternativa más simple

Sin embargo, para los que prefieren sacrificar algo de calidad a cambio de mayor simplicidad 😉 , se puede recortar los pasos y mucho:

Consumo –> Precio

Basta con relacionar el Precio directamente con el Consumo, sin el intermedio del Karma. Y sin el añadido del Bote

Por cada consumo (recarga, compra…), se ofrece un descuento en relación con la cantidad (ponderada) pagada/recargada. Pero en lugar de recurrir a múltiples, largas e incoherentes tablas de descuento por tramos, usamos una simple formula matemática:

D = a * Ln(Cp) + b = Cuánto más recargo/compro, más descuento –> menos pago (por unidad; sigo pagando más en total por supuesto).

MiPrecio según recarga

En el caso práctico de Yoigo, obtendríamos por ejemplo la tabla adjunta.

Por supuesto, a diferencia de las tablas de descuento “hechas a mano”, no es restrictiva a las cantidades indicadas: uno puede recargar lo que quiera o, visto desde otro ángulo: el precio lo eliges tú.

Ejemplo: para tener un Precio global (establecimiento, minuto, SMS, 10MB) de 10 céntimos, has de hacer una recarga de 500 €. Puede ser con una recarga automática mensual de 42 € y factura de regularización anual si quieres.

Por supuesto, el consumo de minutos, SMS, MB… a mayores en la factura de regularización se facturará también al mismo precio (0,10 €) y no a una tarifa abusiva como suele ocurrir por ejemplo con los planes de datos.

Es muy práctico para fomentar un mayor consumo y llevar a tus clientes a comprometerse pero al mismo tiempo dejarles total libertad, por muy antónimo que parezca.

Solo hay una limitación matemática: R < e((±a-b)/a). No tiene apenas relevancia y hablaremos de ella en una análisis matemática más profunda.

El post-rumia:

No hay duda ahora de que la alternativa “remasticada” y reducida es extremamente sencilla y fácilmente digerible por los usuarios si bien en comparación con la versión completa tiene el inconveniente de no tener en cuenta los antecedentes del cliente (para lo cual se necesita el Karma) y de no ofrecer una combinación modulable entre Precio y Bote. 2 añadidos valiosos aunque según parece complicados.

En realidad, creo simplemente que quizás conviene empezar aplicando la versión light hasta que los consumidores estén del todo familiarizados con este tipo de tarifas progresivas. Después, estoy convencido de que serán ellos mismos los que irán reclamando que se implementen las mejoras de la versión completa con comentario del estilo: “no es justo, llevo x tiempo con vosotros y pago lo mismo que uno que acaba de llegar” o “queremos un programa de puntos ya”. Y seguramente otras que no he previsto.
———-

P.D.: A los que no les huele bien el resultado de tanta rumia, se lo he puesto a huevo para comentar 😉

Read Full Post »

Había empezado un post con un motón de explicaciones – y (pseudo) análisis – sobre el camino a emprender pero he borrado todo porque realmente había más hipótesis que verdadera información. Vuelvo a empezar desde cero pero preciso y conciso:

Estos últimos diez días, estuve pensando en la mejor manera de llevar el embarazo y parto de Nuestr@ OMV (aún sin nombre) y he llegado a la conclusión de que lo ideal consiste en juntar (no mezclar) el OMV, FON, un VoIp (¿Gizmo?) y Menéame en un mismo proyecto paralelo. No me me malinterpretéis: ni fusión, ni socios, ni… Me refiero exclusivamente a sinergias.

He empezado hablando con Ricardo. Y ahora tengo que hablar con Martin. Os contaré 😉

P.D.: Esta vez, la culpa la tienes tú Mike 😉

Read Full Post »

Wiki (α)

-He empezado a elaborar y rellenar el wiki para ir dibujando los planos de lo que puede ser “Nuestr@ OMV”.

– Es una versión α: tengo que escribir y aclarar más cosas antes de desbloquearlo para que todos puedan participar.

– Esta es la dirección: http://omv.wikispaces.com/, ya descubierta por algunos de vosotros 😉

– La página más importante para mí es: http://omv.wikispaces.com/Concepto. Os dará la oportunidad de entender en su verdadera dimensión (más aún si cabe) eso de “just another iluminated weblogger” 😀

– Después, cabrán 2 opciones:

  1. El OMV no es más que una de las aplicaciones del concepto.
  2. El concepto no es más que una de las razones del OMV.

¿Cuál es la tuya? 😉

Read Full Post »

Con tan sólo 5.760 minutos de retraso, contesto. Y dado que todos vuestros comentarios están concentrados en 2 entradas, creo que lo mejor es contestarlos in situ:

Opción 2: nuestr@ OMV.
En respuesta @Gonh, @Arturo, @Mxnda, @decvmanvs, @jojoc y @Garito

¡Hagamos!
En respuesta @Polo, @Siorc, @Marc, @Unai, @Garito, @RiCoNe, @unoquenosabe, @PGB, @Motfku y @Manuel Juan

Read Full Post »

« Newer Posts - Older Posts »